Insomnio: como combatirlo de manera natural

Por , el 1 junio 2015 / 2 Comentarios

El insomnio, según el Instituto de Investigación del Sueño (IIS), es una disminución de la capacidad de dormir. En general, es el trastorno del sueño más frecuente en la población, afectando más a las mujeres (por tema hormonal y especialmente en la menopausia) que los hombres.

Tipos de insomnio

Existen dos tipos de insomnio:

  • Insomnio de inicio. Este insomnio se produce cuando cuesta conciliar el sueño. Para que se considere insomnio de inicio, debe costar al menos 30 minutos para conciliar el sueño.
  • Insomnio de mantenimiento. En este caso, se concilia bien el sueño, pero se despierta al menos 1 vez durante la noche por más de 30 minutos, impidiendo descansar de manera continua, ya que interrumpe el sueño.

Si una persona duerme lo suficiente, pero se levanta cansada, tiene lo que se llama sueño no reparador.

Efectos del insomnio

La falta de sueño no sólo produce cansancio durante el día, sino puede además producir otros problemas de salud si el insomnio es prolongado. Uno de los efectos es el efecto sobre la memoria. Durante la noche, si se duerme adecuadamente, el cerebro fiza y organiza los recuerdos. Por lo que si se sufre de insomnio, esto no se puede producir.

También dormir mal afecta a la secreción de insulina, lo que aumenta la probabilidad de tener niveles altos de azúcar. Además también disminuyen las defensas, afectando el insomnio especialmente a la actividad de los granulocitos (glóbulos blancos del sistema inmunitario). De esta manera, las personas afectadas por el insomnio son más susceptibles de contraer infecciones.

Quiero también mencionar que el insomnio afecta igualmente al corazón. Durante un descanso normal, se disminuye el ritmo cardiaco. Si no se descansa adecuadamente, el corazón sigue trabajando como durante el día, pudiendo aumentar la tensión y el riesgo de cardiopatías.

Causas del insomnio

El insomnio puede deberse a una patología concreta, pero existen varios factores y causas relacionados con nuestro estilo de vida que afectan. Éstos pueden ser:

  • Estrés. El estrés hace que aumente los niveles de cortisol, que hace que cueste conciliar el sueño y que se descanse mientras duermes.
  • Apneas. La apnea es un transtorno que consiste en no respirar durante unos segundo mientras uno está durmiendo. Esto produce que no se completen todas las fases del sueño y, por tanto, no se descanse.
  • Acidez de estómago. El reflujo gástrico empeora al estar acostada. Aunque no despierta a la persona que lo sufre, afecta al ciclo del sueño. Por ello, se debe cenar ligero y acostarse después de hacer la digestión.
  • Piernas inquietas. Este trastorno que ocurre en reposo, hace que sea más difícil el sueño. En estos casos, se debe evitar el café, el té y el tabaco.
  • Menopausia. Los síntomas de la menopausia afecta al sueño en un porcentaje alto de mujeres.

Remedios naturales para el insomnio

Se debe tomar ciertas precauciones y costumbres para ayudar a combatir al insomnio. Antes de nada, se debe tener en cuenta lo siguiente:

  • Tener unos horarios regulares. Se necesita regular el reloj biológico. Para esto se debe tener un horario regular en cuestión de levantarse y acostarse durante toda la semana. De esta manera, el cuerpo sabrá cuando tiene que dormir.
  • Hacer ejercicio durante el día. Se aconseja hacer ejercicio durante al menos 20 minutos (andar rápido ya sería suficiente). Esto ayuda a estar más activa durante el día y mejora el sueño.
  • Móvil/Tablets. Usar tablets, móvil u ordenador antes de dormir produce lo que se llama insomnio tecnológico.  Tanto porque producen adicción como la luminiscencia de la pantalla generan  un estado de alerta que posteriormente lleva a un dificultad en el sueño.

Además de todo esto, existen remedios naturales que ayudan a conciliar el sueño y a descansar mejor.

Infusiones relajantes

  • Amapola.  Esta flor facilita la conciliación del sueño, además de reducir la tensión e irritabilidad relacionadas con estrés.
  • Pasiflora. Esta planta ayuda a inducir el descanso y el sueño, ya que ayuda a calmarse y reducir la fática.  Al ayudar a reducir la fática, hace que conciliar el sueño sea más fácil.
  • Valeriana. La valeriana contiene sustancias que afectan a los receptores cerebrales relacionados con el sueño. De esta manera ayuda a un descanso más saludable.
  • Lúpulo. El lúpulo, al igual que la valeriana, se relaciona a receptores cerebrales del sueño, ayudando de esta manera a mejorar el descanso.
  • Espliego/Lavanda. Esta planta es relajante y digestiva. En relación al tema en el que estamos hablando, esta planta contribuye a la relajación y, por tanto, al mantener el sueños.
  • Tila. No nos podemos olvidar de la tila, planta relajante. Esta planta conocida especialmente como relajante, calmante de los nervios y disminuir la ansiedad. La tila contribuye a mejorar el sueño.

Complementos alimenticios e insomnio

Existen varios complementos alimenticios que ayudan a regular el sueño. De los que se pueden encontrar en el mercado, en El Herbolario de Lola destacamos los tres siguientes:

  • Melatonina. La melatonina es una hormona que nuestro cuerpo sintetiza y tiene varias funciones. En este caso, la función que nos importa es la de regular el reloj biológico. Por la noche aumentan los niveles de melatonina en nuestro organismo, ayudándonos a conciliar el sueño. Durante la noche, van disminuyendo, siendo muy bajos por la mañana. En ciertos casos, como las personas mayores, la síntesis de melatonina disminuye. A nivel general, aconsejamos que se tome melatonina durante el tiempo necesario hasta que nuestro sueño se regule. Aconsejamos Melatonin, como un producto de melatonina.
  • Triptófano. El triptófano es un aminoácido precursor de la serotonina, neurotransmisor que regula los ciclos del sueño. La serotonina está relacionada con la producción de melatonina. En general, ayuda a conciliar el sueño y a que éste sea reparador (que se descanse mejor).
  • 5-Hidroxitriptófano (5-HTP). El 5-HTP es un derivado del triptófano, intermedio de la producción de serotonina, por lo que interviene en la formación de este neurotransmisor, ayudando a regular el ciclo del sueño y descansar mejor.

Otros complementos para el insomnio

Existen varios complementos que ayudan a combatir el insomnio de manera directa o indirecta, como la glutamina o la teanina, que ayudan a combatir el estrés; o las vitaminas del grupo B, que ayudan a un estado saludable del sistema nerviosos. En El Herbolario de Lola, te aconsejamos cual es el mejor.

Dentro de los productos que puedes encontrar en nuestra Tienda Online, también se puede encontrar Melatonina AB, un producto que contiene, entre otros, melatonina y triptófano, ayudando tanto a conciliar el sueño como poder descansar mientras se duerma. Además tenemos TriptoActive, un producto que contiene triptófano y 5-HTP.

Conclusiones

El insomnio es un problema que afecta al sueño. Este problema, si dura un tiempo, puede traer otros problemas de salud. Hoy en día se pueden encontrar remedios naturales que ayudan a combatir este insomnio. Si sufres de este problema, desde El Herbolario de Lola queremos ayudarte y aconsejarte el mejor remedio.

Compártelo:

2 Comentarios

Deja un Comentario