Con el verano… ¡llegan las dietas para adelgazar!

Llega el verano y con él, las dietas para adelgazar. Con el estrés del día a día y los horarios laborales, suele ser difícil en muchas ocasiones mantener una buena dieta, pero con un poco de voluntad, siendo constante y sabiendo cómo hacerlo, se puede mantener una dieta adecuada y perder peso.

El primer paso es analizar qué es lo que comemos y a qué hora solemos hacer nuestras comidas. En relación a esto, se debe destacar que se deben hacer unas 5 comidas al día, cada una a horas similares día tras día, siendo el desayuno y la comida las más importantes. Es importante destacar que la cena debería ser ligera y, por lo menos, 2 horas antes de irse a dormir, para ralizar la digestión de manera aducada.

Además, es bueno saber cuáles son las tendencias que tenemos a la hora de comer, si estas tendencias son realmente saludables o no, si tomar más carbohidratos o los dulces de lo recomendado u otros tipos de alimentos cuya ingesta debería limitarse (que no significa que nunca podemos tomarlos).

Una vez que conocemos esto, debemos procurar ir adaptando nuestros hábitos hacia unos más saludables: no se debe picotear entre horas, se debe desayunar apropiadamente, se debe tomar varias raciones de frutas y verduras al día, se debe limitar el consumo de los dulces… Pero es importante que la dieta se adapte a partir de nuestras preferencias y gustos, ya que esto hará que sea más fácil que se lleve a cabo y que se continúe con ella de una manera constante.

Además, no debemos olvidar que tenemos que hacer una depuración de toxinas. Las toxinas se producen en nuestro cuerpo con la vida diaria, el estrés, cuando tenemos una mala alimentación. Su acumulación ayuda a que cueste más eliminar esos kilos de más.

Otro punto a destacar es que perder peso muy rápido no es aconsejable. Es bueno saber que cuanto más rápido se pierda peso, más fácil será recuperarlo. Por lo que, a no ser que realmente se necesite, se aconseja que se pierda peso despacio.

Aparte de las dietas para adelgazar, también es importante realizar ejercicio de manera constante. Para ello, se debe proponer uno mismo practicar durante un tiempo determinado un tipo de ejercicio que a uno mismo le guste, es decir, si a uno le gusta andar, debe proponerse ir a andar (de manera ligera) unos días a la semana, por lo menos durante media hora cada vez (como mínimo).

Otro punto a destacar es que hay diferentes complementos alimenticios que ayudan a perder peso. No son productos sustitutivos de las dietas para adelgazar, sino simplemente complementarios. Es decir, sin ellos se puede perder peso perfectamente, pero si se toman ayudan en diferentes facetas de la dieta.

Existen muchos tipos de complementos alimenticios para adelgazar, con diferentes funciones, desde el café verde, la garcinia cambogia, el azafrán, la maca o las cetonas de frambuesa, que ayudan a quemar calorías de diferentes maneras, la espirulina, que ayuda a dar energía (que cuando se hace dieta, especialmente al principio, parece que carecemos de energía) y se puede utilizar como saciante (como la fibra), el triptófano o el 5-HTP que ayudan a disminuir la ansiedad y que nos apetezcan menos los carbohidratos (en el caso que se tenga alta apetencia por ellos) o las antocianidinas, que ayudan a disminuir la flacidez de la piel.

Por lo tanto, conociendo nuestros puntos débiles, qué debemos hacer y siempre con voluntad, se puede conseguir perder peso.

Espero que te haya gustado el artículo. Si es así, te animo a compartirlo con tus conocidos en las redes sociales. Un saludo y hasta la próxima.

Compártelo:

Deja un Comentario