Aceite de Árbol de Té y sus beneficios

El Árbol de Té (o Melaleuca alternifolia, como es su nombre científico) es un árbol nativo de Australia que se encuentra en zonas húmedas y pantanosas. Llega a alcanzar 5 metros de altura. Antiguamente los australianos utilizaban sus hojas, estrechas y aromáticas, para hacer infusiones. Es por esto por lo que en su nombre se hace relación al té. Actualmente, a partir de sus hojas y mediante un proceso de destilación, se obtiene su aceite esencial. El Aceite del Árbol de Té contiene un grupo de compuestos denominados terpenoides, siendo estos compuestos los que hacen que el aceite del árbol de té tenga unas propiedades características.

Dentro de las propiedades del aceite de árbol de té, se encuentran principalmente:

Cicatrizante, a nivel general, ya que acelera la regeneración de las células.

Antiséptico. Es un antiséptico con triple efecto, ya que actúa contra virus (antiviral), bacterias (bactericida) y hongos (antifúngico).

Antiinflamatorio, lo cual ayuda en casos de quemaduras leves, ya que disminuye la inflamación. Esto también ayuda en caso de acné, artritis o reuma.

Las propiedades del aceite de árbol de té hace que tenga muchos usos entre los que destacan:

Heridas. Al ser antiséptico, ayudará a evitar una infección en la herida. Además, ayudará a que cicatrice antes.

Cabello. El aceite de árbol de té ayuda a las glándulas sebáceas en su función, lo que es especialmente beneficioso en aquellos cabellos que son grasos. Igualmente ayuda a eliminar la caspa, ya que esta es debida a un hongo (llamado Malassezia). Como se ha comentado ya, el aceite de árbol de té es antifúngico, por lo que es aconsejable el uso en estos casos.

En caso de usar en el cabello, se puede mezclar unas gotas de aceite de árbol de té en el champú a la hora de lavarse el pelo. Otra opción es usar un champú que ya contenga aceite de árbol de té.

Piojos. Si se lava el pelo con aceite de árbol de té (mezclado con el champú o con un champú con árbol de té, como se ha indicado anteriormente), se llega a evitar los piojos.

Pie del atleta. Al ser antifúngico, ayuda a eliminar los hongos que se puedan llegar a tener en los pies.

Uñas. Unas gotas en las uñas son útiles en caso de tener hongos en estas zonas.

Acné. La limpieza diaria con aceite de árbol de té ayuda a eliminar el acné.

Cosmética. El aceite del árbol de té tiene un alto poder de penetración y ayuda a regenerar la piel.

No sólo se puede encontrar aceite de árbol de té (en diferentes formatos), sino que además se puede encontrar en champú o en cremas. En El Herbolario de Lola tenemos Aceite de Árbol de Té y Champú de Aceite de Árbol de Té.

 

Compártelo:

Deja un Comentario